El proceso de senectud del organismo trastorna el metabolismo basal y la termorregulación corporal y su capacidad para percibir la temperatura ambiente también se modifica. Esto provoca que nuestros adultos mayores tengan mayor dificultad de adaptación al frío.

Al envejecer cambia la forma en que los sentidos nos suministran información sobre los cambios en nuestro entorno cercano. Es así como se reduce su sensibilidad y la persona puede llegar a tener problemas para distinguir los detalles en lo referente a la temperatura. Sin importar la procedencia, mucha gente mayor experimenta diversos cambios en las sensaciones relacionadas con el tacto y viven dificultades para establecer las diferencias entre lo fresco y lo frío.

Algunas personas mayores pueden manifestar una forma leve de hipotermia si la temperatura en casa o departamento está algo fría. Algunos indicadores de esto son la confusión, la somnolencia o una respiración poco profunda, pulso débil y una baja en la movilidad general. Sea debido a que baja la propia temperatura corporal, porque algún padecimiento no les permite ponerse prendas de abrigo o a raíz de que les es más dificultoso establecer la diferencia entre el frío o el fresco, es habitual que las personas de la tercera edad tengan una sensación de frío inclusive cuando la temperatura ambiente es agradable.

¿Otro factor de este cambio en la termoregulación? Uno de los cambios propios del envejecimiento, como es el adelgazamiento de la piel, con una propensión a la sequedad, que sobrelleva una merma de la función de los receptores cutáneos de la temperatura, lo que obstaculiza la percepción de la temperatura ambiente y la capacidad de enfrentar cambios bruscos de temperatura. Igualmente otras enfermedades como el hipotiroidismo o la diabetes favorecen el hecho que el cuerpo no pueda mantenerse caliente, aumentando la sensación de frío. ¡Es entonces muy importante vigilar con cuidado la temperatura de los ambietes en donde se desenvuelven las personas mayores!

Dos consejos:

  • Si usted o alguien en su familia tiene más de 65 años, instale un termómetro en un lugar visible para chequear continuamente la temperatura de las habitaciones que utiliza.
  • Gracias a la tecnología desarrollada por Ecoleed, nuestros calefactores Enerheat proporcionan ese calor necesario para la tercera edad durante algunas horas de los dias de verano, y también un ambiente libre de contaminación para todos los integrantes de tu familia, sin instalaciones complejas y con bajo costo de mantención y uso.

¿Aún no cuentas con el grato calor de Enerheat? Esperamos tu contacto donde con agrado te aconsejaremos en el cómo acondicionar de la mejor manera tu hogar. Si lo consideras necesario nos puedes llamar al teléfono: +569 8226-5373, donde atenderemos tus consultas.

¿Nos sigues en Redes Sociales? Estamos en Facebook, Instagram y Twitter.

También recibimos tus consultas en nuestro Formulario Online.